Drástico cambio de estrategia: Chiruchi retiró autorización para que su foto fuera en hojas de votación

Por Pablo Fernández Acheriteguy

En la pasada edición de Visión Ciudadana se informaba de la decisión de diferentes listas nacionalistas de incluir en el encabezado la fotografía del ex intendente Juan Chiruchi. Se trata de una potente señal, marcando claramente la fractura con el sector liderado por el actual Intendente José Luis Falero. Las hojas de votación que tenían previsto incluir la fotografía de Chiruchi, pertenecían a sectores que respaldan la precandidatura de Luis Lacalle Pou, Jorge Larrañaga y Juan Sartori. Ese gesto mostraría un claro espectro nacionalista que no comparte la gestión Falero y enviaba esa señal comunicacional de fuerte contenido político. Sin embargo, los propios dirigentes de esos sectores que habían confirmado esta información, tras la difusión de la noticia, indicaron que la idea quedó sin efecto por iniciativa del propio Chiruchi.  En la mañana de este jueves, varios de ellos recibieron la llamada del ex intendente para comunicarle que no autorizaría el uso de su imagen.

Lo curioso de todo esto, es que la decisión de colocar la fotografía de Chiruchi en las hojas de votación, no se trató de una coordinación inconsulta, sino por el contrario en varios casos fue sugerida por el propio Chiruchi, que ahora comunicaba la marcha atrás.  El propio Chiruchi mantuvo contactos telefónicos con diversos dirigentes dándole  “pa’delante” a la idea de colocar la fotografía, pero ahora el ex intendente cambió radicalmente de postura.

La decisión provocó un agudo malestar en los sectores que habían definido incluir la fotografía que el propio Chiruchi les sugirió. La explicación que el dirigente brindó telefónicamente a los diferentes sectores, se fundamentó en evitar la innecesaria exposición en una campaña electoral que no lo tendrá como candidato (Elecciones Internas y las Nacionales de ocutbre). Con diferente intensidad, la contramarcha de Chiruchi, causó malestar, pero también tuvo otro efecto serio. Mientras algunos dirigentes dan por seguro la postulación chiruchista a las elecciones departamentales del 2020, para otros es una clara señal de que al final de cuentas no se  candidateará el año próximo para competir por el sillón comunal.

Esta situación provoca indefectiblemente una reacción estratégica que también arroja dos lecturas; por un lado algunos opinan que se aparta la posibilidad de apoyos a Chiruchi para obtener los convencionales que le aseguren su candidatura.  Sin embargo otros dirigentes entienden que el apoyo de convencionales a Chiruchi está asegurado ya que en todas las listas hay “fieles” que le brindarán su voto en la Convención que defina candidaturas a Intendente. Por ahora, los sectores comienzan a definir sus estrategias sin contar con el emblemático ex intendente.

Esta situación desatada en las últimas horas, con el abrupto cambio de planes, termina fortaleciendo la desconfianza en que una estrategia personal de Chiruchi puedan dañar el potencial electoral de los diferentes sectores que estarían dispuesto a respaldarlo como candidato a la Intendencia en el 2020 como alternativa al falerismo.

Al mismo tiempo han crecido las versiones de una estrategia que involucraría a actores nacionales, ya no pensando en las internas, sino el escenario a octubre como un paso previo a als definiciones de mayo por los gobiernos departamentales.

Lo que si se confirma es que el ambiente político sigue siendo un tembladeral y muchos dirigentes medios, militantes y hasta funcionarios de la administración Falero, miran de reojo todos los movimientos con el objetivo de definir sus posicionamientos personales de cara a mayo de 2020. Hay por delante un año de muchísima tensión y abundancia en diálogos reservados. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *