El Clásico cierra la séptima fecha puede ser determinante

Rio Negro- Central, todo dicho

Por Natalio Negrín

Cuando hablamos de un Rio Negro Central, en los últimos años hay que hablar de clásico. Este duelo que con el pasar de los años, fue tomando un condimento tan especial, que se trasformó en el partido clásico de nuestro fútbol. Cada clásico tiene su historia en particular, las finales sin dudas entre los dos son más que apasionantes. Pero muchos utilizan esa frase el próximo es el más importante. Y basado en esa frase tan popular es que tenemos que decir, que claro que es importante, tan importante que puede encaminar al ganador para meterse en Play Off, y si hay un perdedor dejarlo en una situación complicada. Es que entramos en la recta final del Clausura y el margen de error se achica. Central perdió su invicto, no le habían marcado goles en lo que iba del Clausura, y el pasado fin de semana recibió tres. Rio Negro por su parte viene de menos a más, apoyado en triunfos, algunos es verdad ajustados desde el marcador, pero justos por lo mostrado llega entonado en lo que refiere a resultados. La llegada de Doglio marcó una postura diferente de lo que había mostrado Rio Negro con Machado. Este equipo es más conservador, con más preocupación y vocación que esperar y salir rápido al ataque. Las bandas siguen siendo la principal arma que muestra Rio Negro, con De los Santos por derecha y Tian Val por zurda, que lentamente viene recuperando su nivel. Con respecto al equipo que saltará al campo de juego el domingo, hay un solo cambio. Manuel Placeres que por lesión no ha podido entrenar con normalidad en la semana, sale del once titular, y retorna Fabricio Martínez. Uno supone que es cambio de nombre y no habrá cambios en el sistema táctico, y que Martínez jugará como zaguero junto a Lacava y San Martín. En esta línea de tres que es línea de cinco, cuando De los Santos y Val se recuentan a la misma. Pereyra comenzó a tener ese nivel que se le espera, el jugador mejor dotado que tiene en la actualidad en la zona media. Y para alegría de los hinchas del Cebrita viene en recha el goleador, Juan Manuel “manolo” Gómez. Por su parte Juan Cabrera vuelve a meter mano en el equipo. Tiene un plantel numeroso, el mejor del medio ya lo hemos manifestado hasta el cansancio, por tal motivo tiene con qué variar Cabrera. Pablo Cabrera está suspendido y se pierde el partido clásico, luego de ser expulsado ante Universal. La otra baja Sebastián Moreira que por lesión en su hombro se pierde el encuentro. Sorpresa en Central, con la inclusión de Pablo González, que de no ocupar ni siquiera un lugar en el banco de suplentes pasa al equipo titular. Jugará como carrilero por zurda, clara señal, De los Santos será la referencia de González. Fabricio González retorna al once titular, va por el lesionado Moreira. Otro de los cambios que muestra Central, es que retorna a la línea de tres en el fondo, que jugando con ella no había recibido goles en el Clausura. Jorge Keminchelli será el árbitro del partido clásico. Que nos podemos esperar, un partido abierto, con sistema casi espejo. Los dos saben que perder el partido, no es solamente perder el clásico, es quedar complicado mirando la clasificación a Play Off. Un árbitro de experiencia que tiene una particular forma de dirigir, siendo muy enfático en su determinaciones y en el dialogo con los protagonistas. Para alguno puedo causar sorpresa esta designación, en lo personal no, es uno de los árbitros que perfectamente puede conducir el partido clásico.

Detalles previos.

Domingo 20:00hrs

Estadio Casto Martínez Laguarda

Árbitro: Jorge Keminchelli

Rio Negro: Calero; De los Santos, Lacava, Martínez, San Martín, Val; Barreto, Pereyra, Durán; Neves, Gómez.

Central: García, Quevedo, Rebollo, M.Moreira; Nantes, Hernández, F.González, P.González; JI.Guardado, Chacón; Bombi

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *