La discusión que se viene: Elección de nuevos Alcaldes está opacada por debate de postulantes a la Intendencia

Por Pablo Fernández Acheriteguy

El camino hacia las Elecciones Departamentales ha resultado más complejo que en anteriores oportunidades, muy probablemente por acción directa de un proceso electoral que hasta ahora también había resultado complejo, entreverado e incierto como nunca antes. Las definiciones de candidaturas a Intendentes de los distintos partidos ha sido lenta, conversada y en algunos casos traumática, a lo largo y ancho del país. Algunos departamentos siguen inmersos en escenarios inciertos; sin definiciones claras que podrían modificar las especulaciones electorales de los distintos partido. Dos casos emblemáticos en ese sentido son San José  y Montevideo. El caso maragato se concentra casi exclusivamente en la indefinición dentro del Partido Nacional y las variables que se siguen manejando aún a pocas horas de que sesione la convención departamental que fijará formalmente las candidaturas. En Montevideo el panorama esa más abierto y se aceleran las negociaciones en todos los partidos para cerrar nombres y hasta estructuras electorales que proponen la confluencia de diferentes corrientes detrás de posibles candidaturas. En Montevideo la situación no solo es más compleja, sino que también la indefinición está más generalizada en el espectro político. En San José, el armado del panorama electoral de cara a mayo, está centrado en la definición del ex intendente Juan Chiruchi para su eventual candidatura.  Frenteamplistas y colorados ya definieron su duplas respectivas. El Frente Amplio con María Noel Battaglino y Pablo Urreta se concentran en planificar estrategia y elaborar su propuesta de gobierno para el departamento. En el Partido Colorado, Alfredo Lago y Washington Almada ya proclamados, inician los procesos de sus respectivas campañas. Cabildo Abierto esperará a los primeros días de febrero pero no se avizoran grandes problemas para marcar dos nombres de candidatos.

Pero en medio de la natural fiebre por candidaturas a la Intendencia en pocos días se acelerará dos nuevos niveles de candidaturas que sin dudas serán complejos y hasta traumáticos: Ediles y alcaldes. Las listas a ediles no parecen ser tan controvertida, pero llama la atención que poco o nada se habla del tercer nivel de gobierno. En San José existen cuatro municipios, que en la misma fecha de mayo tendrá que elegir sus respectivos Concejos Municipales, y lo más importante, sus nuevos alcaldes. Libertad, Ciudad del Plata, Ecilda y  Rodríguez, deberán sumergirse en la candidaturas.

En Ecilda y Rodríguez los actuales alcaldes – Leonardo Gimenez y Alfredo Barreiro – se postularán para la reelección, mientras que en Libertad y Ciudad del Plata los ciudadanos deberán elegir entre nuevos nombres. En Libertad Sergio Valverde está impedido de proponerse a la reelección ya que viene ocupando su segundo período. En el caso de Laura Colombo en Ciudad del Plata (único municipio que es gobernado por el Frente Amplio) , ya anunció que se retira de la actividad política y no se postulará a la reelección.

Más allá de quienes sean finalmente los postulantes de los diferentes partidos, lo real es que la discusión pública sobre los posibles candidatos ha quedado relegada a un segundísimo plano. En este período de reacomodo nacional, tras el el balotage de noviembre, solo se conocen gestiones por los sillones de las intendencias. Nada se habla de las alcaldías. En una primera observación es evidente que a las naturales postulaciones frenteamplistas y blancas, en esta oportunidad se debe tener en cuenta el reimpulso que vive el Partido Colorado y el surgimiento de Cabildo Abierto que ha tenido un fuerte presencia en las diferentes etapas electorales de este período y que sin dudas tendrá su reflejo en la puja del tercer nivel de gobierno en mayo.

El abanico de candidaturas es mucho más amplio que para los Intendentes. Se pueden presentar tantos candidatos como quieran por  cada partido en cada localidad. En cada localidad será electo Alcalde el candidato más votado del partido mas votado.

En Libertad, el actual alcalde Valverde será un testigo privilegiado de la competencia por reemplazarlo . Desde el oficialismo del falerismo se maneja en nombre de Matías Santos como sucesor de Valverde, pero no se descarta que puedan aparecer otros nombres desde ese sector. Así, en la otra corriente nacionalista, Alianza Nacional es probable que surjan nombres como los de Horacio Tarila y José María Reyes, aunque todavía no hay nada cerrado. También se debe tener en cuenta que el sartorismo ha mostrado intenciones de competir en varias localidades y en Libertad tiene un referente claro como es el caso de Cesar Urán. En este caso no hay confirmaciones de que habrá una candidatura a la alcaldía de este dirigente, pero tampoco se descarta. Los colorados han anunciado que pretenden lanzar candidatos en todas las ciudades, aunque todavía no han trascendido nombre de postulantes. En Cabildo Abierto ya hay nombres en danza, como es el caso de Edgar García para ser alcalde de Libertad, aunque todavía la movida es incipiente. El Frente Amplio como es habitual maneja la posibilidad de varios nombres para el municipio de Libertad. Los diferentes sectores vienen trabajando silenciosamente y se espera que a partir de febrero empiecen a saltar lanzamiento de candidatos.

Siguiendo en la línea frenteamplista, si se observa la situación en Ciudad del Plata, el compromiso político es diferente. Allí siempre ha gobernado en Frente Amplio, por lo que se espera una fuerte presión para retener la supremacía en esa ciudad que reúne a casi 20.000 votantes. En este caso la danza de nombres viene desde hace varios meses; desde aquellos que proponen el regreso de Jesús Cenández hasta quienes respaldan la figura del líder de Rebeldía Organizada y del grupo político “Los Nadies”, Richard Mariani. En Ciudad del Plata no se descarta que aparezcan otros nombres de frenteamplistas respaldados para ser candidatos a encabezar el municipio. Desde el Partido Nacional se puede esperar un gran collar de candidatos principalmente desde el envalentonado falerismo que tiene un estructura visible en esa ciudad sustentada por el gobierno departamental. En el sector del Intendente saliente José Luis Falero hay varios nenes ( y nenas) para ese trompo de la alcaldía platense. Aún no hay nada definido y todo puede pasar. Por los otros sectores nacionalistas, ni siquiera se detectan nombres como posibles candidatos a esa alcaldía, sin dudas que los postulantes aparecerán después que se definan los candidatos a la Intendencia. Cabildo Abierto y los colorados ya tienen representantes notorios en esa ciudad, pero hasta ahora no se manejan específicamente.

En Ecilda Paullier, Gimenez procura la reelección y todo indica que es el candidato más fuerte de todo el espectro. Muy probablemente aparezcan otros dirigentes vinculados al Sumate que puedan salir al cruce de Gimenez, pero todo indica que el actual alcalde cuenta con el respaldo de la cúpula falerista, principalmente de la actual secretaria general Ana Bentaberri que será la candidata a la Intendencia por ese sector blanco. Será una batalla difícil para cualquier otro candidato blanco. Tal es el caso del ex jugador de fútbol, Fabricio Martínez que desde hace algunos años está radicado en la zona y ya ha confirmado su intención de ser candidato a la alcaldía por Alianza Nacional. Una batalla muy difícil. El frenteamplismo seguramente propondrá al menos un par de candidatos pero aún está muy tenue esa discusión. Algo similar ocurre entre colorados y cabildantes. En estos casos, por ahora el escenario se presenta “desierto”.

En la ciudad de Villa Rodríguez, es esperable que el falerismo pretenda mantener la alcaldía con la figura de Barreiro que ya confirmó que competirá por la reelección. Es lógico que haya otro candidato nacionalista proveniente de la corriente no falerista. El Frente Amplio también está en conversaciones iniciales para armar una estrategia que permita presentar postulantes en Rodríguez. Lo mismo ocurre, pero con vaguedad más acentuada, con el Partido Colorado y Cabildo Abierto.

Por lo pronto, hasta que no se cierre todo lo relativo a las candidaturas a Intendente y sus respectivos propuestas electorales, los partido políticos no entrarán en la necesaria representación por las alcaldías. Para febrero será tiempo de buscar candidatos y lanzar campañas. Para todos los partidos no será sencillo organizarse detrás de los respectivos postulantes a Intendente, para iniciar el ordenamiento de candidaturas a los municipios. Allí también será una buena oportunidad de observar la capacidad de los diferentes sectores en negociar y desarrollar campañas sólidas y  coordinadas. Difícil que el chancho chifle. Todo indica que la batalla por el sillón de la Intendencia opacará cualquier estrategia bien pensada de los candidatos a alcaldes. Las postulaciones a Intendente absorberán toda la atención y los alcaldes terminarán siendo electos por la inercia de la campaña departamental. Otro temas diferente serán las planchas de ediles. Tras la nefasta gestión de la actual Junta Departamental, sería conveniente para todos, que los distintos sectores pensaran un poco más en serio a quienes colocarán en el legislativo de San José. Es fundamental elevar el nivel de los ediles, para que se recupere la representatividad que ostentan y l calidad del debate serio. Entre dirigentes de todos los partidos existen la acentuada coincidencia en que la Junta Departamental en este período que finaliza ha tenido de los peores desempeños de la historia. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *